Instituciones costarricenses se unen para estudiar los montes
submarinos en el Parque Nacional Isla del Coco

Con cámaras remotas submarinas, científicos estudian tiburones y otras especies pelágicas

Al menos 14 especies detectadas en ambientes pelágicos o alejados de la costa, incluyendo especies en estado de amenaza como tiburones martillo, zorro y sedoso.

(San José, abril 2022). Con el objetivo de obtener información científica sobre la abundancia y diversidad de especies presentes en los montes submarinos Las Gemelas y West Cocos, un grupo de científicos visitó esta zona ubicada a más de 500 km de la costa costarricense.
Dichos montes submarinos forman parte de la Cordillera Volcánica del Coco, la cual conecta al Parque Nacional Isla del Coco con el Parque Nacional Galápagos, en Ecuador.

Son montañas sumergidas que se levantan desde el fondo marino a unos 3 mil metros de profundidad actuando como barreras para las corrientes marinas frías y cargadas de nutrientes. Al chocar contra los montes submarinos, estas corrientes se ven obligadas a ascender hacia la superficie, incrementando la cantidad de nutrientes disponibles paraborganismos marinos.

Con 132 cámaras remotas submarinas colocadas sobre estructuras de metal con carnada para atraer a depredadores, el grupo de científicos recolectó datos para estudiar la distribución, variedad y cantidad de tiburones, atunes y otras especies pelágicas (especies que pasan la mayoría de su tiempo en ambientes alejados de la costa). Además, gracias a la moderna tecnología, lograron medir el tamaño de los animales, un parámetro muy
importante para analizar la salud de sus poblaciones.

“Los resultados preliminares nos indican que los montes submarinos son un punto caliente de biodiversidad marina. Con estos datos que estamos analizando y con datos que vamos a colectar en próximas expediciones podremos conocer mejor cómo cambia el estado de salud de estas especies pelágicas y definir estrategias efectivas para garantizar su protección”, destacó Marta Cambra, bióloga marina e investigadora del Centro de Investigación en Ciencias del Mar y Limnología (CIMAR).

Los hallazgos preliminares muestran al menos 14 especies detectadas en ambientes pelágicos, incluyendo especies en estado de amenaza como tiburones martillo, zorro y sedoso; además de marlín rayado y negro, atún aleta amarilla, delfines y otras especies de peces pequeños. Adicionalmente, solo se detectaron tiburones en aquellas cámaras colocadas cerca de los montes submarinos en comparación a las cámaras colocadas a una cierta distancia de los mismos, ratificando así su importancia como sitios de agregación de especies.

“Los montes submarinos son ambientes biológicamente muy importantes, pero a la vez muy vulnerables por la sobrepesca y la pesca ilegal. Ya existe evidencia científica que demuestra la importancia de proteger este y otros ecosistemas marinos para procurar la conectividad en los océanos y conservar las especies altamente migratorias”, agregó Mario Espinoza, investigador del CIMAR.

Esta es la primera de una serie de expediciones que realizará el equipo de científicos y científicas del CIMAR de la UCR y funcionarios y funcionarias del Área de Conservación Marina Coco (ACMC), en el marco del proyecto “Fortalecimiento de la conservación marina y el desarrollo costero sostenible entre el litoral del Pacífico Central y el Área de Conservación Marina Coco en Costa Rica”, en consorcio entre Amigos Isla del Coco
(FAICO), el CIMAR, Universidad de Bretaña Occidental (UBO), y Fundación MarViva.

“El involucramiento de los guardaparques en esta investigación fortalece las capacidades en labores de investigación y monitoreo, la metodología empleada en esta expedición nos permite ampliar el conocimiento sobre las especies de pelágicas particularmente los tiburones por la importancia ecológica y económica que representan para los ecosistema marinos, principalmente el PNIC el cual es un Santuario Natural de Tiburones”, señaló
Geiner Golfin, Encargado del Programa de Manejo de Recursos Naturales del PNIC.

Quiero Apoyar la labor de Faico

Deja tu comentario